En primer lugar cabe recordar que según lo dispuesto en el artículo 21 de la R.S N°199-2004/SUNAT, el deudor tributario perderá el fraccionamiento cuando ocurra cualquiera de las siguientes situaciones:

–   Adeude el integro de 2 cuotas consecutivas.

–   No cumpla con pagar el integro de la última cuota dentro del plazo establecido para su vencimiento.

En ese sentido, al producirse la perdida de fraccionamiento se darán por vencidos todos los plazos siendo exigible, de conformidad con lo dispuesto en el último párrafo del artículo 36 del TUO del Código Tributario, la deuda tributaria pendiente de pago, procediéndose  a la cobranza coactiva de esta, si la Resolución que determina la perdida no es reclamada dentro del plazo de Ley.

Por último, cabe precisar la pérdida del fraccionamiento dará lugar a la aplicación de la tasa de interés moratorio (TIM), señalado en el código tributario, el cual se aplicará sobre el saldo de la deuda materia de acogimiento pendiente de pago, desde la fecha en que se incurre en la pérdida del fraccionamiento.

Comentarios

Agregue un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *